¿Y el comercio electrónico en Cuba pá cuándo?

Aunque la infraestructura para el comercio electrónico en Cuba existe, esta bondadosa modalidad no avanza. Las justificaciones sobran, pero siempre quienes pierde, son los clientes.

Anuncio


Unos meses atrás el sistema bancario de Cuba anunció la implementación de bonificaciones por el uso de tarjetas magnéticas. La noticia fue buena, pero la realidad ha demostrado que ha quedado prácticamente solo en buenas intenciones, porque el sistema de comercio electrónico en Cuba, es una tragedia.

En Cuba se ha querido impulsar el comercio electrónico, se ha instalado en las tiendas la infraestructura (POS) básica para el popularmente conocido como «pago por tarjeta», pero los frutos han distado mucho de las intenciones.

En la opinión pública está vigente la idea, tanto en clientes como en vendedores, de que el sistema de comercio electrónico es lento e inestable.

En general, existe poca confianza en el sistema de pago por tarjeta en las tiendas, razón por la cual los compradores en Cuba no hacen mayor uso de las facilidades que brindan las tarjetas magnéticas.

Yamil Hernández González gerente general de Fincimex, entidad responsable de gestionar el Centro de Procesamiento de Tarjetas, aseguró a Cubadebate que: «Además del tema infraestructural, las indisciplinas y la resistencia al cambio de los vendedores y los comerciantes actuantes en la utilización del sistema electrónico son el principal problema, porque al introducirse el pago por tarjeta se evita la adulteración de precios, la introducción de mercancías, el no recibir propinas».

Esta es una opinión generalizada. Todos en Cuba coinciden en que el uso del sistema de comercio electrónico no fue muy bien recibido por los vendedores, porque, si pagas con tarjetas magnéticas, no dejas propina.

Como resultado, los vendedores responden la mayor parte del tiempo que el sistema está roto, o demasiado lento, con lo que obligan a los clientes, que valoran su tiempo, a pagar en efectivo.

Las preguntas abundan: ¿Realmente existen las condiciones en Cuba para viabilizar cada vez mayor número de transacciones electrónicas? ¿La lentitud del sistema y su constante ineficiencia es solo problema de los empleados? ¿El problema es el sistema o son los vendedores?

Como sea, los clientes siempre pierden.

POS Cuba Comercio Electrónico Tarjetas Banca Online

Anuncio

Artículos Relacionados