Los postres más ricos de Cuba

Variedad de recetas prestigian nuestra repostería

Anuncio


En Cuba nos gusta comer y saborear los dulces caseros, esos que hacen nuestras abuelas y que invitan a repetir la dosis.

Aquí, tenemos la costumbre de acompañar cada comida con al menos una pequeña porción de algún dulce hecho en casa. Por eso te proponemos conocer cuáles son los dulces más famosos de nuestra cocina.

La mayoría de ellos son fáciles de elaborar. ¿Recuerda las yemitas? Seguro que las comió hace algún tiempo ya pero aquí le recordamos cómo es el proceso de elaboración.

Mida una taza de almíbar y añádala a las yemas ligeramente batidas. Viértala en una cacerola de fondo doble y cocínela en baño de María. Cocínelas hasta que espese bien y se vea el fondo de la cacerola. Mientras se cocina se debe mover con una cuchara de madera para que no se pegue. Añádale la vainilla y viértala por cucharaditas sobre una tártara engrasada.

Cuando se refresquen deles forma de bolitas, pasándolas por azúcar en polvo.

Anuncio


En tanto, si hablamos de dulces en almíbar recordamos los trozos de fruta bomba. Hágalo usted mismo en casa. Pele la fruta, quítele las semillas y píquelas en trozos medianos. Se escurren bien y se dejan refrescar, en el mismo recipiente sin agua con una rajita de canela se cubren de almíbar ligero.

Los riquísimos cascos de guayaba también clasifican como uno de los dulces caseros más populares de Cuba. Pele las guayabas y píquelas a la mitad.

Se incorporan los cascos en una cazuela, se cubren con agua y se cuecen durante 5 minutos aproximadamente. Se les bota el agua y se enjuagan bien, sin romperlos. Se colocan los cascos en una cazuela y se cubren con almíbar hasta sobrepasarlos un centímetro aproximadamente.

Por último, para obtener unos exquisitos cascos de naranja, pele las naranjas sin cortar su capa blanca interior. Se divide cada naranja en 4 o 5 piezas según su tamaño mediante cortes longitudinales.

Coloque las piezas en un recipiente amplio y cúbralas con agua. Se dejan en remojo durante 8 horas, cambiándoles el agua dos o tres veces en este lapso. Se escurren, enjuagan bien y se vuelven a cubrir con agua. Se hierve y al primer hervor se les cambia el agua.

postres cuba recetas dulces almibar fruta bomba yemitas

Anuncio